Los primeros minutos de Orellana


Foto: La Repubblica
Fabián Orellana fue uno de los últimos en incorporarse a los entrenamientos del Celta. El internacional chileno tenía permiso por haber disputado la Copa América con su selección, en la que además se proclamó campeón, por lo que su incorporación se retrasó aún más. Tanto él como Pablo Hernández, que llegó a Vigo lesionado, iniciaron el trabajo junto a sus compañeros a mediados de la pasada semana. 

A pesar de los pocos días de trabajo, Orellana ya hizo su debut ayer ante la Fiorentina, entrando en la segunda mitad y disponiendo de media hora para mostrarse y recordar que, a pesar de los fichajes y del cambio de temporada, va a seguir siendo un jugador importante como lo ha sido los tres últimos años. 

El chileno se movió con mucha libertad en el terreno de juego, partiendo de una teórica posición en banda, pero muy móvil y apareciendo por cualquier zona del terreno de juego. Ese es su juego, el de la movilidad y la sorpresa. A pesar de llevar pocos entrenamientos, y después de más de un mes sin jugar -apenas lo hizo en la Copa América- demostró que no se le ha olvidado jugar al fútbol, y seguir teniendo la chispa con la que acabó la temporada. Sin Nolito, su presencia será más importante que nunca en el plantel. 

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada