La incógnita de Naranjo y Lemos


Foto: Atlántico Diario
José Naranjo y José Lemos fueron los dos primeros fichajes del Celta. Ambos tenían en común el hecho de ser dos de los mejores jugadores de toda la categoría en la segunda vuelta, y revalorizarse en los equipos en los que militaron el año pasado. Naranjo no pasaba de ser una promesa del Recreativo, que no había tenido excesivas oportunidades en la categoría de plata, por lo que su fichaje fue un riesgo para el Nàstic de Tarragona, que acertó de pleno. 

También el Lugo acertó tras arriesgar. Lemos era una firme promesa del Deportivo. De no haber mediado una terrible lesión hubiese debutado con el primer equipo de la mano de Fernando Vázquez, pero aquella dolencia le apartó del club en el que se había formado. Estuvo cedido en el Compostela, en Segunda B, y quedó libre el verano pasado. El Lugo apostó por él como un prometedor extremo, y se encontró en la segunda mitad a uno de los laterales revelación del curso. 

El Celta se lanzó a por ambos. Lo tenía claro y fueron sus primeras contrataciones. Ninguno de los dos llegó al millón de euros, pero aún así supuso un pequeño riesgo para el Celta, que contrató a dos jugadores sin experiencia en la máxima categoría, y que serán una auténtica incógnita este año. 

El verano tampoco ha servido para despejar dudas. Naranjo y Lemos empezaron jugando bastante al principio, pero fueron perdiendo protagonismo. En Frankfurt no gozaron de un solo minutos. El caso de Lemos se complica con la llegada de Roncaglia. La competencia es feroz, y lo lógico es que tenga pocos minutos. Tampoco Naranjo va a gozar de muchas oportunidades, por la competencia existente en esa zona. 

A priori ambos tendrán que esperar en el banquillo su momento, aunque nunca se sabe. El fútbol suele dar sorpresas, y eso es lo que tienen que hacer Naranjo y Lemos: dar la sorpresa y cambiar su actual situación. 

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada