Joan Tomás: "A raíz de unas declaraciones dejé de contar para el entrenador"


MARTA G. BREA
Joan Tomás ofreció esta tarde una convocatoria de prensa en la que se despidió del club, de la ciudad y de la afición. Y no pasó desapercibido. El catalán se marcha triste por no haber tenido oportunidades y considerando que ha sido tratado de forma injusta por su entrenador, el que le trajo para el Celta, algo que quiso recordar el propio Joan Tomás. Firma por el AEK de Larnaca hasta el 30 de junio de 2015. "Quería agradecer a todos los que estáis aquí por el trato que me habéis dado en mi etapa en el Celta, y sobre todo a la afición y a los compañeros que hemos tenido buenos y malos momentos, pero me voy de aquí con grandes recuerdos e ilusionado por el comienzo de una nueva etapa en mi vida", señaló. 

El futbolista catalán no esconde su frustración por la decisión del club: "He sido muy feliz aquí, me he sentido muy bien tratado por todo el mundo, pero se ha acabado. El club ha decidido que no quiere contar conmigo, con el míster a la cabeza, y a partir de ahí hemos tratado de buscar lo más beneficioso para ambas partes. Yo también me quiero sentir otra vez futbolista importante. Empiezo una nueva experiencia fuera de aquí y ojalá pueda volver a sentirme así", manifestó Joan Tomás, que defiende su decisión: "Es una nueva experiencia, una opción interesante que me apetece probar, y un equipo donde también tengo amigos. Puede parecer una liga poco competitiva, comparada con la española, pero también tienen objetivos ambiciosos. Ahora mismo valoro la confianza que han puesto en mí. Pelean por una liga, aunque sea la chipriota, y por entrar en UEFA O Champions", explicó Joan Tomás, que reveló que sus ex compañeros del Celta le recomendaron ir: "Me han dicho que creen que puede ser útil allí, que es lo mejor que le puede pasar a un futbolista". 

De todos los momentos vividos en Vigo se queda con el ascenso: "Fue la culminación del trabajo hecho durante un año, de cumplir el objetivo por el cual había sido fichado aquí. Sintiéndote importante y cumpliendo tu trabajo es como más orgulloso te sientes. Además la afición nos apoyó y disfrutó. Siempre guardaré un buen recuerdo de ese día, no lo olvidaré nunca", indicó. Joan Tomás tuerce el gesto cuando recuerdas las oportunidades que ha tenido: "Me voy sabiendo que podía haber hecho algo más aquí. Cuanto tuve la oportunidad he respondido. El primer año no tanto por la lesión, pero el año pasado creo que he sido importante, o al menos así lo he sentido. Me voy pensando que este año no he tenido la oportunidad de demostrarlo, no sé si no me lo he ganado. Yo siempre que he saltado al campo he creído que no he hecho malos partidos. Siempre he aportado cosas al equipo y me voy con esa sensación. Me hubiese gustado aportar más pero no he podido". 

Pero el futbolista catalán aún tenía un recado para su entrenador, al que acusa de no darle oportunidades por unas declaraciones: "Me voy por que confía más en otros jugadores, esa es su respuesta. Todo parte de unas declaraciones mías que no sientan bien, y a partir de ahí dejo de entrar en convocatorias, solo cuento en copa y cuando hago un buen partido y me halagan no vuelvo a contar", señaló.  El ex jugador del Celta reconoció que su relación con Herrera no era buena: "Estoy agradecido a Paco, porque me ha traído aquí, pero no comparto su opinión. Este año a raíz de las declaraciones, en las que se ha sentido ofendido, nuestra reacción empeoró. Ha sido algo complicado aceptar la situación de que te halaguen y luego no jugar". Joan Tomás continuó mostrando su decepción: "También duele escuchar que no tenía ningún equipo ni en Segunda División, cuando no era así". Aún así, el futbolista destaca que "no guardo rencor a nadie y solo quiero que el Celta tenga lo mejor y que mis compañeros lo hagan lo mejor posible, que estoy seguro de que será así porque son grandes jugadores", concluyó en su despedida como jugador del Celta Joan Tomás. 

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada