Celta 2 - Espanyol 2 [El Celta sobrevive con uno menos]


Foto: LFP
El Celta aguantó durante 50 minutos con un hombre menos y consiguió que apenas se notara, al menos en el aspecto defensivo. El Celta fue mejor en la primera mitad, pero el Espanyol igualó su efectividad, y la expulsión de Fontàs cambió el rumbo del partido. Al final empate que sabe a poco porque las ocasiones en la segunda mitad fueron para el Celta, y porque Jaime Latre no señaló un claro penalti. 

Eduardo Berizzo apostó por el once de gala, salvando las ausencias de Pablo Hernández, lesionado, y del sancionado Roncaglia. El Celta salió de inicio con Rubén Blanco en portería, defensa de cuatro formada por Hugo Mallo, Cabral, Fontàs y Jonny. Marcelo Díaz y Radoja en el doble pivote, con Wass por delante de ellos. Y arriba, Iago Aspas, Pione Sisto y Guidetti. 

Los primeros 20 minutos fueron totalmente del Celta. El Espanyol se replegaba y esperaba para salir a la contra, y el Celta llevaba el peso del partido, aunque sin generar demasiadas llegadas. La más clara la tuvo Jonny al cuarto de hora, con un disparo muy forzado tras una gran acción colectiva del Celta. No pudo acertar con la portería el de Matamá en una acción en la que los célticos aprovecharon que estaban con uno más por la lesión del lateral derecho Marc Navarro. 

Javi López entró en su lugar, pero el partido siguió siendo del Celta, que estaba todo el tiempo en campo contrario. En el 21, falta al borde del área, y Iago Aspas vuelve a anotar de libre directo. En este caso por encima de la barrera. Imparable para Diego López. Una falta perfectamente ejecutada por el moañés, que significaba el 1-0. 

El gol premiaba el mejor juego de los celestes, pero el partido entró en una fase de locura con goles en ambas porterías. En el 26 marcó el Espanyol tras un saque de esquina. Gerard Moreno se impone por alto a Jonny y pone un cabezazo perfecto ante el que nada puede hacer Rubén Blanco. 

La réplica llegó en la siguiente acción, con una gran jugada de Daniel Wass, que recoge el balón en la medular y envía un derechazo que se cuela en la portería espanyolista. Recuperaba el Celta la ventaja en el marcador, pero no le duraría mucho, ya que a renglón seguido empató el cuadro perico. Un centro a la frontal del área, Caicedo gana por alto y el pase lo recoge Piatti, que le gana la partida a Hugo Mallo para batir a Rubén Blanco. 

Locura en Balaídos. El Celta siguió igual, buscando la portería de Diego López, y casi la encuentra Sisto, con un lanzamiento que impactó en el poste, en la mejor ocasión de la recta final de la primera mitad, pero no sería el último suceso, ya que cuando el partido enfilaba el descanso, una acción del Espanyol, cortada con la mano por Fontàs supuso la segunda amarilla para el de Banyoles, que dejaba al Celta para jugar con uno menos toda la segunda mitad. 

Tras el descanso, Berizzo movió el banquillo, retirando del terreno de juego a Guidetti, que tenía una amarilla por protestar, y introduciendo a Sergi Gómez en el terreno de juego. Aspas pasaba a la punta de ataque, y el equipo se recomponía para intentar sorprender al cuadro barcelonés en la segunda mitad. 

En este segundo acto, el nivel futbolístico bajó bastante. El Espanyol, con uno más, no tuvo la ambición necesaria para ir a por el partido y dejó la responsabilidad al Celta, que defendió cómodamente y buscó el gol mientras le duraron las fuerzas. Y eso que Quique metió calidad en el terreno de juego, con la entrada de Jurado, cuya presencia apenas se notó, y Reyes, ya en los últimos minutos. 

Iago Aspas, que jugó un partidazo enorme, pudo marcar el tercero en una maravillosa maniobra dentro del área, revolviéndose y rematando con pierna izquierda. Diego López estuvo colosal. El Celta, como decíamos, nunca renunció al partido. De hecho lo buscó. Berizzo dio entrada a Jozabed en lugar de un Sisto muy apagado en la segunda mitad. El tercer cambio sería obligado, ya que Radoja se retiró con molestias físicas, dejando su lugar en el campo a Pape. 

En los últimos minutos dos jugadas pudieron cambiar el partido. Primero con un clamoroso penalti que no vio Jaime Latre, cuando David López despejó con la mano extendida un buen centro de Marcelo Díaz. El chileno protagonizaría la siguiente acción, poniendo una falta que Iago Aspas remata de forma imaginativa encontrando nuevamente la respuesta de un seguro Diego López. 

No hubo tiempo para mucho más. El Celta, con uno menos durante 50 minutos, salvó un punto ante un rival directo en la lucha europea.

Ficha técnica 

CELTA: Rubén, Hugo Mallo, Cabral, Fontàs, Jonny, Marcelo Díaz, Radoja (Pape, min.88), Wass, Iago Aspas, Sisto (Jozabed, min.78), Guidetti (Sergi Gómez, min.46).

ESPANYOL: Diego López, M. Navarro (Javi López, min.15), Ó. Duarte, D. Reyes, Aarón, Fuego (Jurado, min.54), David López, Piatti (Reyes, min.85), Hernán, Gerard, Caicedo.

Goles: Iago Aspas, 1-0, min.21; Gerard, 1-1, min.28; Wass, 2-1, min.30; Piatti, 2-2, min.32.

Árbitro: Jaime Latre, del comité aragonés. Amonestó a Guidetti, Marcelo Díaz y expulsó a Fontàs con doble amarilla en el minuto 43 (Celta); Hernán Pérez y Gerard (Espanyol).

Campo: Balaídos, 11.526 espectadores.


0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada