Brais Méndez gana la operación triunfo de la cantera


Foto: Marta G. Brea/Faro de Vigo
Como todos los veranos, el Celta puso en marcha su particular Operación Triunfo con los jugadores de la cantera. Casi una decena de canteranos iniciaron la pretemporada el 4 de julio a las órdenes de Eduardo Berizzo, y como siempre, muchos de ellos se han ido quedando por el camino. Todos ellos salvo Pape Cheikh y Brais Méndez. 

Teniendo en cuenta que Berizzo consideraba a Pape jugador del primer equipo ya la pasada temporada, podemos entender que la convocatoria de Brais para jugar este mediodía ante el Eintracht, juegue o no juegue, le convierten en el ganador de la operación triunfo de la cantera en su edición de 2016. 

No resultó nada sencillo para este joven mosense, de apenas 19 años, que solo ha jugado 10 encuentros con el filial, siendo titular en dos de ellos, es un futbolista juvenil a todos los efectos, lo que da mayor mérito al hecho de convencer a un Eduardo Berizzo que no regala nada a los canteranos. 

Brais deslumbró al celtismo en el encuentro disputado en Barreiro ante el Lugo. Por desgracia para él, fue el único encuentro que no se pudo ver por televisión, pero la buena noticia es que Berizzo estaba aquel día en Barreiro. Aquel día y en todos los entrenamientos celebrados hasta la fecha, donde ha podido ver en Brais condiciones que le pueden llevar a tener oportunidades esta temporada en el primer equipo. 

El Celta sigue buscando un mediapunta, y la respuesta a  medio y largo plazo puede ser este futbolista, que este año alternará el filial, equipo al que pertenecerá, con el primer equipo, con quien se entrenará durante todo el curso. Al igual que Pape, Berizzo lo quiere tener muy cerca para evaluar su crecimiento. Ganar la Operación Triunfo de la cantera no es más que un pequeño paso. Lo más difícil viene a partir de ahora. 

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada