Lío en Río


Foto: Marta Grande
El Celta ha anunciado esta tarde en un aparte a la noticia de las entradas ante el Panathinaikos la reubicación de unos quinientos aficionados de la grada de Río para cumplir las demandas de la UEFA. Según explica el club, la normativa de la Europa League exige la existencia de una zona reservada a palco y patrocinadores en un graderío cubierto, y puesto que a día de hoy no existen dichas condiciones en la grada de Tribuna, donde inicialmente estaban previstas esas plazas, se deberá acotar parte de Río a tal fin. 

Además, una normativa de UEFA Y LFP obliga también a reubicar en la grada a los medios de comunicación situados hasta ahora en cabinas, cuya función será modificada para ajustarse a la normativa. El club avisará a todos los abonados para que acudan al club y reubicarse para este partido. 

Según hemos podido saber afectará a los socios de Río Alto situados entre las filas 12 y 18, y asientos entre el 1 y 8. Dichos abonados recibirán una llamada del club, si no la han recibido ya, para ser reubicados. 

Una vez más, el club ha actuado tarde y a espaldas de sus socios. Entendemos que no podían saber que no habría cubierta en Tribuna y que ello obligaría a que las 600 entradas que solicita la UEFA tuviesen que ubicarse en la grada de Río, pero la normativa de la LFP ya la conocían con anterioridad al inicio de la campaña de Abonados. ¿No hubiera sido más ético informar a los abonados que iban a pagar por una butaca que no podrían ocupar? ¿No hubiese sido mejor premiar su fidelidad advirtiendo este detalle y que así pudiesen ser reubicados a localidades que tal vez ahora estén ocupadas por socios que se han dado de alta?. 

En el club lo hacen lo mejor que pueden, y son comprensibles los errores, pero también lo es ahora el enfado de los abonados perjudicados y desamparados por su club. 

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada