¿El arquitecto de este Celta?


Ya han pasado varios meses de la salida de Miguel Torrecilla rumbo al Betis. El ejecutivo salmantino consideró que su periplo en el Celta había terminado después de 7 años y probó nuevos retos, como el que le ofrecía el cuadro verdiblanco, un equipo con un potencial económico y social que no se ha visto reflejado en los resultados deportivos en los últimos lustros. 

Los aficionados béticos recibieron ilusionados a Torrecilla y enseguida buscaron información sobre alguien que era un completo desconocido para la gran mayoría hace unos meses. Los medios sevillanos sembraron la ilusión asegurando que el ex director deportivo del Celta era el arquitecto del Celta, destacando que había llevado al club de pelear por la permanencia en Segunda División a la Europa League. 

Pero, ¿Qué hay de cierto en estas afirmaciones?. ¿Quién es el arquitecto realmente de este club?. Por fortuna no es Torrecilla, un buen director deportivo, que ha combinado acierto y fracasos, pero él no ha diseñado el equipo ni la idea de club que es ahora el Celta. No es tan simple. 

No hay más que ver la política de fichajes llevada a cabo en el Betis para darse cuenta que no tiene nada que ver con lo que ha hecho en el Celta. Hasta la fecha ya han llegado a Sevilla 9 jugadores, con un gasto total cercano a los 20 millones de euros. Algo inimaginable en Vigo, donde nunca fichó tanto. Dos de esos futbolistas son cedidos. 

La política del Celta ha sido diferente en los últimos años. Solo tras entrar en la ley concursal y dar la baja a la práctica totalidad de los jugadores salvo los canteranos, se produjeron muchos fichajes. Con el equipo asentado, las incorporaciones siempre fueron pocas, con plantillas cortas y continuidad en las mismas. Así pues, Torrecilla es un buen reclutador de jugadores, pero el arquitecto no se lo han llevado al Benito Villamarín. Sigue en Balaídos. 

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada