La lesión de Pablo Hernández no es grave


Foto: Jonathan Daniel/Getty Images
Viendo las imágenes por televisión, nos temimos lo peor, pero parece que afortunadamente la lesión de Pablo Hernández no es tan grave como en principio apuntaba ser. El de Tucumán tuvo que abandonar el terreno de juego, con visibles gestos de dolor, después de sufrir la entrada de dos jugadores colombianos. 

Según informan desde Chile, el centrocampista céltico padece una distensión de ligamentos en la rodilla izquierda, o un esguince de grado I,  lo que hará que se pierda el partido de Argentina, pero garantiza una recuperación más o menos rápida. El tiempo de baja, que tendrán que determinar los médicos, podría oscilar entre los 10 días y las 4 semanas.  De todos modos, se le realizarán nuevas pruebas para determinar el alcance real de su lesión. 

Mal menor para un Celta que ya ha visto como Marcelo Díaz se ha perdido dos partidos en la competición por lesión, y sigue siendo duda para la final, que disputará la selección chilena ante Argentina. 

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada